lunes, 21 de marzo de 2011

Y las violetas que coronan tu tristeza, y las guirnaldas de tu inmensa soledad


no
las palabras

no hacen el amor
hacen la ausencia
si digo agua ¿beberé?
si digo pan ¿comeré?
en esta noche en este mundo
extraordinario silencio el de esta noche
lo que pasa con el alma es que no se ve
lo que pasa con la mente es que no se ve
lo que pasa con el espíritu es que no se ve

¿de dónde viene esta conspiración de invisibilidades?
ninguna palabra es visible

24 comentarios:

eMiLiA dijo...

Alejandra Pizarnik


.:.

La mujer invisible.



¡Acá estoy!


Acá no.


Acá soy de vuelta.

Acá me fui.

[¿Me viste?]

[G]* dijo...

"un instante de silencio
lleno de ausencia
pronuncia tu nombre
las voces del alba
nacen en tus ojos tristes
colibries azabaches
y el día está alli
al alcance de la mano
después."

No te ví, te leí...

Noelplebeyo dijo...

dejas huella

Estonetes dijo...

Desde que descubrí (gracias a ti) a esta mujer, las soledades son encantadoramente solitarias. :)

La Tua Cantante. dijo...

ay, como me gusta

Roberto dijo...

no me queda otra cosa que desparecer en medio de estas palabras...

no conocía este texto de la pizarnik...me relamo...mucho

te beso

Lila Biscia dijo...

hay las palabras, en determinadas letras, en determinadas manos o voces, hacen el amor... pero cuando son solo ellas las que hacen el amor, entonces se siente esa ausencia duele.
el amor duele, esa es mi conclusion.
Alejandra se la paso diciendolo bella y tragicamente.
yo soy basica, je

besos, e!

José A. García dijo...

Alejandra siempre es única... Como todas las que llevan ese nombre.

Saludos

J.

Etienne dijo...

Las fantasías también comparten la característica de ser invisibles, porque cuando se concretan, normalmente no cumplen con nuestras expectativas. Suele pasar que la forma no es acorde con su función, con su poder de sugestión, con lo que puede hacernos hacer.

Alejo Zimmer dijo...

Sentir es lo único que queda, de lo contrario solo "inexistencia"... o no.
Un abrazo,

Alejo

blasblog dijo...

alma, espìritu, mente no son visibles ma son indispensables, muy interesante e inspirante la poesia
besos
Blas

Dayán Lorank dijo...

Hablar de visibilidad... ¿?

Cuestión difícil.

Feliz inicio de primavera, Emilia*

=)

¡Dos abrazos para ti!

Amorphis dijo...

Comemos, bebemos, pero sólo vemos lo que nos conviene.

Darthpitufina dijo...

Me gustó. Mucho.

Una sonrisa - no visible, aunque tampoco invisible. ;)

Gustvao dijo...

No es necesiario verlo, está ahí. Cree.

Esilleviana dijo...

Hoy estoy catastrofista disfrazada de primavera: quizá sea mejor esa imposibilidad de ser visto, si no nuestro aspecto delataría el desamor, así como las ojeras, la derrota y la caida de hombros... al final, va a ser que todo se vuelve visible a nuestros ojos: tanto el amor como el desamor...

Me gustaron mucho los versos de A. Pizarnik; como siempre, un acierto.

un abrazo.

Oscuro dijo...

Cuánto la quiero a Alejandra...

Lauraa~ dijo...

ME ENCAAANTA REALMENTEE ME ENCAANTAA TU BLOGG :)

UN BESO

La sonrisa de Hiperión dijo...

Pasé a echar un ratito entre tus cosas y a saludarte.

Un abrazo!

Rulita ♥ dijo...

y si desaparecemos junto a las palabras¿??? quizás encontraremos el lugar don de habitan...


un beso grande bella!!

Petardo Contreras dijo...

Acaaaaaaataaaaaaaaa
Ahhh no no yo soy varon jaja
Muy lindo Emi!

German Buch dijo...

La cinta azul alrededor del viejo olmo
entre jirones y lluvias
entre viento y sequía
penden sus hilillos
desnudos e incoloros
de aquel azul turquesa
sellando un amor.
Bajo la seda de tu cinta,
azul turquesa de ayer,
quedan las palabras
cinceladas del pasado
las que siempre
recordarán nuestro amor.

efa dijo...

entonces quedará el terreno de la gestualidad...y algunos otros!

Claudia Perez dijo...

Que bello y que triste...